Sri Lanka es un destino en el sur de Asia, rodeado por el Océano Índico. En este maravilloso país asiático encuentras la cultura Kandy, paisajes de las tierras altas, un safari en un parque nacional y retiros por la playa en la costa. Es una región insular con un clima tropical tranquilo, aventuras asombrosas y diversas atracciones que te mantendrán con ganas de más.

Es un destino de vacaciones asiático económico, famoso entre mochileros, viajeros solitarios y recién casados ​​por todo lo que ofrece. Puedes relajarte y descansar en sus playas de arena o participar en emocionantes actividades entre las montañas. Sus monumentos de patrimonio antiguo y vestigios coloniales hablarán de la historia centenaria que se vive en Sri Lanka.

La isla tropical tiene una enorme variedad que ofrecer y se puede combinar perfectamente cultura, aventura y relajación. Así que, Sri Lanka en 10 días es posible. Este itinerario de 10 días en Sri Lanka te ayudará a capturar lo mejor de la isla, a través de sus atracciones más famosas y visitadas.

Qué ver en Sri Lanka en 10 días

Es un país rico en historia, así como en diversidad cultural y religiosa. Con budistas, hindúes, musulmanes y católicos viviendo juntos, las influencias de todas estas religiones son evidentes por todas partes. Estas diferencias se manifiestan en la comida, que es rica en variedad, sana y verdaderamente deliciosa.

Los habitantes de Sri Lanka reciben a los visitantes con los brazos abiertos, harán todo lo posible para que puedas experimentar lo mejor de su amado país. Están muy orgullosos de su propio país y quieren que lo ames tanto como ellos.

Además, sus paisajes, desde exuberantes colinas verdes formadas por plantaciones de té, playas bordeadas de palmeras y las llanuras abiertas de los parques nacionales. Acá la vida silvestre, en particular los elefantes, son fáciles de detectar disfrutando de su propio hábitat, por lo que Sri Lanka es un destino increíble para explorar en Asia.

Día 1: Colombo

Tu primer día comienza justo después de aterrizar en Sri Lanka, en el Aeropuerto Internacional Bandaranaike (BIA) o Aeropuerto Internacional Katunayaka como también se lo conoce. Algunas personas se refieren a él como Aeropuerto Internacional de Colombo. Se encuentra a 33 kilómetros de la capital comercial del país, Colombo.

Es en la capital donde comienza nuestro recorrido por Sri Lanka. Toma un taxi o autobús que pase por la autopista para llegar a Colombo en una hora. Aunque Colombo no es una de las mejores ciudades o lugares para visitar en Sri Lanka, tienes algunas atracciones y sitios interesantes que vale la pena conocer.

Pettah

Una vez en Colombo, puedes dirigirte a Pettah. Es la parte más ruidosa y abrumadora de la ciudad, ya que todo lo que se ve es gente caminando apurada, vehículos atrapados en el tráfico y vendedores por todas partes. También es el mercado más concurrido de Colombo, puedes comprar cualquier cosa, desde ropa hasta comida y adornos a precios bajos.

Aunque es algo abrumador, es una experiencia única que debes vivir y más en un país asiático. Estas zonas abarrotadas con productos y vida local, es lo que hará de tu viaje una experiencia de vida para contar.

Un sitio imperdible de visita es la mezquita Jami Ul-Alfar, ubicada en Main Street, es una vista magnífica que se destaca por su valor arquitectónico. Otro lugar importante dentro del mercado es el Museo Holandés, que es donde puede aprender sobre el dominio colonial holandés en Sri Lanka.

El viejo hospital holandés

El Old Dutch Hospital, también ubicado en Pettah, es un recinto comercial lleno de tiendas y restaurantes que venden artículos de lujo. Puedes probar un delicioso curry de cangrejo de Sri Lanka, o diferentes platos de la cocina local.

También puedes encontrar algunas tiendas de recuerdos interesantes en esta área y es el mejor lugar para comprar artículos hechos a mano.

Museo Nacional de Colombo

Ubicado en Colombo-07, es el museo nacional más grande de Sri Lanka. Alberga una extensa colección de artefactos históricos y culturales, estatuas, pinturas y otros coleccionables importantes.

Obtendrás una buena comprensión del entorno multi étnico y multi religioso de Sri Lanka. Aprenderás sobre la colonización de Sri Lanka por los imperios portugués, holandés y británico.

El museo también cuenta con una sección dedicada a la historia natural y la zoología, que es donde podrás ver ejemplares de las diferentes especies de Sri Lanka. Tendrás que dedicar alrededor de 2 a 3 horas para poder recorrer todo lo que ofrece este lugar.

Parque Viharamahadevi

El parque Viharamahadevi le permite pasar un tiempo rodeado en la naturaleza antes de volar a un nuevo destino en Sri Lanka. Verás a muchos lugareños disfrutando del parque con su familia y amigos, puedes dar un paseo o relajarte y simplemente observar a la gente.

Los alrededores verdes son tranquilos y el clima es agradable durante la noche. Si tienes hambre, puedes comprar comida callejera de Sri Lanka con los vendedores cercanos.

Día 2: Polonnaruwa

Los turistas van a Polonnaruwa para conocer la historia de Sri Lanka. La arquitectura, talla y estructura de cada sitio estuvo sujeta a cambios según los diferentes gobernantes que influyeron en la creación de esta antigua ciudad.

La mejor manera de llegar a Polonnaruwa desde la estación de tren Colombo Fort es en tren, que demorará alrededor de cinco horas. Dado que la ciudad también se encuentra en la zona seca de Sri Lanka, el clima puede ser caluroso en esta región. Pero, no te preocupes podrás encontrar muchos vendedores de cocos para ayudar a refrescarte entre tus recorridos.

Ruinas del Palacio Real

El Palacio Real es uno de los mejores lugares para visitar en Polonnaruwa. Una vez fue un espectacular complejo palacio de 7 pisos y hogar del rey Parakramabahu, el gobernante más famoso de la ciudad, ahora solo le quedan tres pisos. Sin embargo, queda suficiente para darte una buena idea de los años de esfuerzo que necesitaron miles de personas para construir este lugar.

El palacio fue incendiado por invasores del sur de la India, y si miras lo suficientemente cerca, verás rastros de paredes de ladrillos quemados.

Templo de Siva Devalaya

Este sitio religioso fue construido en el siglo XIII y estaba dedicado al Señor Siva. Muestra la influencia que tuvieron los indios del sur en la cultura de Sri Lanka, ya que fue construida por los invasores Chola en ese entonces.

La estructura completa fue construida en piedra en un estilo compacto. La arquitectura es intrigante y diferente de los otros sitios budistas de la ciudad. Además, el templo se encuentra cerca del Palacio Real.

Vatadage

Es una estructura de forma circular que se construyó inicialmente para albergar la Reliquia del Diente Sagrado de Buda y el cuenco utilizado para consumir alimentos. En la entrada, también puedes encontrar una piedra lunar intrincadamente esculpida y dos piedras protectoras.

Incluso la escalera está tallada con detalles que denotan los principales elementos del budismo. Los arqueólogos han hecho un esfuerzo considerable a lo largo de los años para preservar el Vatadage en buenas condiciones.

Templo de Gal Vihara

Es uno de los principales lugares visitados por los devotos budistas. Aquí, verás cuatro enormes estatuas del Señor Buda talladas en granito, que se consideran las mejores de Sri Lanka. Tres de las cuatro figuras fueron construidas durante el reinado de Parakramabahu.

El templo de Gal Vihara también ha sido catalogado como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO debido a la habilidad detallada y la experiencia de los escultores que crearon esta obra.

Día 3: Polonnaruwa – Dambulla

Para tu tercer día por Sri Lanka, puedes comenzar visitando el Parque Nacional Minneriya, que se encuentra a una hora de Polonnaruwa, y luego irte a Dambulla. Se tarda unos 40 minutos en llegar a Dambulla en la provincia central.

La forma más económica de llegar a Dambulla es en autobús, también tienes la opción de contratar un taxista o un tuk-tuk.

Parque Nacional Minneriya

En este lugar encontrarás grandes manadas de elefantes deambulando en su hábitat natural. Cada año, durante la estación seca, hacen un viaje al Embalse de Minneriya ubicado dentro del parque y conocido como The Gathering, esto es como una versión mini de la Gran Migración en África.

Sin embargo, los elefantes no son la única atracción aquí. También hay una variedad considerable de especies de reptiles, aves y peces. Debes tener cuidado con los animales grandes, como búfalos salvajes, ciervos manchados, osos perezosos y monos de cara morada.

Ruinas de Sigiriya

Si le preguntas a un lugareño sobre un lugar icónico para visitar en Dambulla, probablemente te sugieran Sigiriya Rock Fortress y Lion Rock, que en realidad se refiere al mismo lugar.

La Roca de Sigiriya, declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, es un excelente ejemplo de la sofisticada tecnología de ingeniería que existió hace siglos. Es una roca gigante que tiene 200 metros de altura y fue construida como fortaleza para un rey hace 1,000 años.

Sigiriya es un lugar frecuentado por turistas que quieren admirar los restos de murales artísticos, grandes tanques y estatuas antiguas. Si quieres subir a la cima, tienes que tomar un largo tramo de escaleras, que puede ser un poco agotador, pero vale totalmente la pena.

Templo de la cueva de Dambulla

También conocido como el Templo Dorado de Dambulla, es un complejo de templos reconocido como Patrimonio Mundial de la UNESCO en Sri Lanka. El templo está ubicado sobre una roca de 150 metros de altura, se tarda unos 30 minutos en llegar desde Sigiriya.

El templo fue construido excavando las cuevas con gran precisión, que se mantiene fuerte hasta la fecha. En total, hay cinco cuevas, cada una con muchas estatuas del Señor Buda y pinturas que representan diferentes períodos antiguos que son importantes para el budismo.

Día 4: Kandy

Kandy es conocida como la capital de las colinas de Sri Lanka, ya que está rodeada de imponentes montañas. Un dato interesante sobre Kandy, es que en el pasado, cuando era un reino, las colinas actuaron a favor de los kandianos cuando los invasores locales y extranjeros intentaron capturar la ciudad.

Para llegar aquí, puedes tomar un autobús desde Dambulla, que tomará alrededor de 2 horas. Si deseas un viaje más cómodo, puedes alquilar un taxi.

Lago Kandy

Comenzando el día temprano recarga tus energías dando un paseo por el impresionante lago Kandy. Es uno de los lugares más bellos y es famoso entre locales y extranjeros por las vistas panorámicas que ofrece.

Mientras caminas, notarás que la niebla se aferra a las montañas que lo rodean y algunos reptiles y aves a lo largo de las orillas del lago. Incluso puedes dar un paseo en bote por el lago para admirar aun mas su belleza.

Templo de la Reliquia del Diente Sagrado

También conocido como Dalada Maligawa, es un lugar que no debes perderte cuando estés en Kandy. Se trata de un antiguo templo budista que lleva la Reliquia del Diente Sagrado del Señor Buda. Aunque los visitantes no pueden ver la reliquia del diente en persona, pero se pueden observar los rituales que se llevan a cabo aquí todos los días.

Es importante destacar que existe un estricto código de vestimenta, que requiere que tanto hombres como mujeres se cubran por debajo de las rodillas antes de ingresar a las instalaciones. Hay pareos disponibles cerca de la entrada para alquilar si usas pantalones cortos.

Museo Nacional de Kandy

Si deseas obtener más información sobre la historia de Kandy, el Museo Nacional es el siguiente lugar al que debes dirigirte. Aquí es donde vivió el último rey del Reino de Kandy hasta que los británicos invadieron la ciudad.

El museo, solía ser la antigua residencia de los monarcas. Actualmente alberga objetos cruciales del reino de Kandy y el dominio colonial. La arquitectura del palacio también es digna de admirar, y se sitúa cerca del Templo de la Reliquia del Diente y puedes llegar en tuk-tuk.

Cataratas Huluganga Ella

Si estás buscando algo más relacionado con la naturaleza, visitar una cascada podría ser una buena idea. Hay tantas opciones a la hora de elegir una buena cascada en Kandy, pero ninguna de ellas se encuentra muy cerca de la ciudad.

Sin embargo, si viajas en vehículo, puedes acceder a la mayoría en aproximadamente una hora. Las cataratas Huluganga, están ubicadas en el límite de la reserva forestal Knuckles, con una vista tranquilizadora. Hay una escalera construida para que puedas observarla de cerca y disfrutar del entorno.

Ahora bien, si estás buscando una cascada que sea ideal para nadar, considera visitar Saree Ella, ubicada a 20 minutos de Huluganga, la cual contiene una piscina natural.

Real Jardín Botánico de Peradeniya

Como última parada del día, puedes visitar el Real Jardín Botánico de Peradeniya. Exhibe más de 4,000 especies de plantas, flores y árboles, la mayoría de los cuales son nativos de Sri Lanka.

Curiosamente, durante la época colonial británica, se conocía como el jardín de recreo de la reina. Es un gran lugar para sentarse y tomar un descanso bajo la sombra de árboles gigantes si estás cansado de recorrer los alrededores.

Día 5: Nuwara Eliya

Conocida como la pequeña Inglaterra, por su entorno encantador con bungalows de estilo inglés, Nuwara Eliya es donde la gente se desintoxica de la ajetreada vida de la ciudad.

El viaje en tren de Kandy a Nuwara Eliya es muy pintoresco y refrescante. Si miras por la ventana durante el viaje en tren, verás grandes plantaciones de té, cascadas y túneles construidos durante la época colonial.

Jardín Botánico Hakgala

Es el refugio perfecto para los amantes de la naturaleza y un buen lugar para hacer un picnic. Es una zona fría, ya que está situado a 5,400 pies sobre el nivel del mar. Si bien las raras colecciones de orquídeas y rosas son sus atracciones estrella, también hay otras variedades de plantas y flores llamativas para ver.

Lago Gregory

Como su última parada antes de partir hacia Ella, pasa un tiempo en el encantador lago Gregory. El lago está rodeado de muchos árboles y diferentes flores dignas de admirar. Gregory Lake ofrece muchas cosas que hacer, como paseos en bote, hacer un picnic e incluso remar para los interesados.

Día 6: Ella

Desde Nuwara Eliya, ve a la icónica Ella, uno de los pueblos más pintorescos de Sri Lanka, conocido por su exuberante vegetación. El viaje en tren a Ella es uno de los viajes en tren más hermosos del mundo.

Es un ambiente muy sereno, con gente amigable siempre dispuesta a ayudar. Es un lugar excelente para relajarse y descansar en un ambiente relajado, con algunas de las mejores atracciones de Sri Lanka.

Flying Ravana Mega ZipLine

Si eres de los que busca actividades aventureras para hacer en un lugar nuevo, entonces Ella es ideal para ti, ya que tiene algunas actividades emocionantes. Una de ellas es la tirolesa, que es muy popular entre los turistas que visitan la zona.

Prepárate para aumentar la adrenalina tomando la tirolesa más larga de Sri Lanka: la Flying Ravana Mega ZipLine. Te dejará sin aliento, emocionado y quizás un poco asustado, por lo que debes asegurarte estar en buena forma física antes de participar en esta actividad.

Little Adam’s Peak en Ella

Si te encanta el senderismo, Little Adam’s Peak puede ser una oportunidad divertida pero desafiante para salir a la naturaleza. Esta caminata toma alrededor de 1 a 2 horas para llegar a la cima, lo que te deja con una vista fantástica de los impresionantes alrededores.

Eso sí, asegúrate de obtener las instrucciones correctas de un local o contratar un guía para no perderte. Es una de las cosas más populares para hacer en Sri Lanka, también hay una cafetería cercana donde puedes descansar y tomar algo para comer o beber.

Puente de los Nueve Arcos en Damodara

Este puente es bien conocido por ser un puente masivo que fue construido completamente con ladrillos y cemento sin ayuda de acero. La estructura sigue siendo robusta hasta la fecha y tiene un atractivo muy colonial.

Nine Arch Bridge es una vista impresionante al atardecer con el telón de fondo del cielo en tonos pastel. Puedes dar un paseo por el puente y tomar excelentes fotografías.

Día 7: Hambantota

La mejor forma de llegar a Hambantota desde Ella es en taxi, pues solo tardarás unas dos horas. Tu última parada debe ser en Palatupana para ingresar al Parque Nacional Yala, ya que tendrás que explorar bastante por este lugar.

Si prefieres marcar otro sitio para tu viaje de 10 días, debes visitar primero el Parque Nacional Udawalawe y luego irte hasta Yala.

Parque Nacional Yala

Un viaje a Sri Lanka no estaría completo sin un safari en el Parque Nacional Yala, una de las mejores cosas para ver en Sri Lanka. Por lo tanto, comienza el día temprano y ve al segundo parque más grande del país para vivir una experiencia de vida salvaje. Hogar de muchos animales exóticos y especies de aves, Yala Park te permitirá presenciar de cerca la vida animal.

El Parque Nacional Yala es famoso por su alta concentración de leopardos de Sri Lanka, que son una especie en peligro de extinción. Si tienes suerte, los encontrarás junto con otras especies amenazadas, como elefantes, osos perezosos y chacales dorados.

Día 8: Bahía de Arugam

Ahora, nos iremos hacia la costa este de Sri Lanka, donde las playas de arena bordeadas de imponentes palmeras te dan la bienvenida para una estadía inolvidable. Arugam Bay es uno de los 10 destinos principales de Sri Lanka que encantan a los turistas de todo el mundo.

Playa de Arugam Bay

Arugam Bay Beach es donde las olas no permanecen tranquilas. Si eres principiante, puedes tomar lecciones de surf. Puedes tumbarte en la playa bajo el cálido sol y respirar el clima tropical. También puedes participar en otros deportes acuáticos, como kayak, motos de agua y paseos en barco.

Día 9: Mirissa

Despidiéndonos de la bahía de Arugam, puedes tomar viaje por la costa sur de Sri Lanka para explorar más playas y participar en otras actividades emocionantes. Sin embargo, ten en cuenta que es un viaje largo, ya que se necesitan casi 6 horas para llegar desde Arugam Bay.

Mirissa es una pequeña ciudad en el distrito de Matara que tiene una de las mejores playas de Sri Lanka. También es uno de los destinos más buscados del mundo para la observación de ballenas azules, es simplemente una vista increíble y experiencia única.

Playa de Mirissa

Si alguna vez te preguntaste donde quedan las playas que se ven en postales, estas en el lugar correcto. A veces, puede haber mucha gente durante la temporada alta, pero también se debe a que su clima es excelente.

Puedes pasar el día nadando, surfeando o mirando a tu alrededor. Aquí hay excelentes bares y mini restaurantes, por lo que incluso puedes optar por relajarte tomando cócteles todo el día.

Día 10: Galle

Cuando tu recorrido de 10 días por Sri Lanka llegue a su último día, es mejor terminarlo con algunas actividades impresionantes, como el avistamiento de ballenas.

Tu última parada antes de partir de Sri Lanka es Galle, que también se encuentra en la costa sur y es conocida por su atractivo colonial. Se tarda aproximadamente una hora y media en llegar a Galle desde Mirissa.

Avistamiento de ballenas

No todos los días puedes ver primeros planos de ballenas gigantes y delfines nadando en su hábitat natural, saltando dentro y fuera del agua.

La temporada ideal para la observación de ballenas es de noviembre a abril, ya que las ballenas están migrando al hemisferio norte. Puedes reservar un tour de avistamiento de ballenas en una de las agencias en Mirissa, para obtener la mejor vista.

Fuerte de Galle

Galle Fort es una de las estructuras prominentes que queda del período de gobierno holandés. El faro de Galle y las paredes del fuerte son fascinantes de observar para tener una idea de la sofisticada arquitectura que existía en ese entonces.

Otra cosa interesante para hacer en Galle Fort es probar la diferente cocina local y étnica disponible en los restaurantes cercanos. También puedes encontrar tiendas que venden hermosos recuerdos para llevarse a casa como recordatorio del tiempo en Sri Lanka.

Criadero de tortugas, Hikkaduwa

Las tortugas se están convirtiendo cada vez más en una especie en peligro de extinción ya que su hábitat está amenazado por actividades humanas, como la pesca. El criadero de tortugas en Hikkaduwa tiene como objetivo conservar la población de tortugas marinas que residen en esta área.

Cuando visites, tendrás muchos conocimientos sobre el ciclo de vida de una tortuga marina, los diferentes tipos de tortugas marinas en el Océano Índico y sobre cómo sus vidas están en peligro en la actualidad. También es un gran lugar para detenerse y observar cómo las tortugas marinas nacen y vuelven a su hábitat natural.

Mejor época para viajar a Sri Lanka

Hay dos temporadas de monzones en Sri Lanka que afectan a diferentes partes del país en diferentes épocas del año. El suroeste y el oeste del país llueve entre abril y septiembre, mientras que las áreas norte y este reciben la lluvia entre octubre y marzo. Para este itinerario de 10 días por Sri Lanka, la mejor época para ir es de abril a septiembre.

Algunos consejos para visitar Sri Lanka

Este país es un destino asiático muy variada en cuanto a ecosistemas y lugares por visitar. Así que, al momento de empacar depende de a dónde vayas. Para este itinerario de 10 días que cubre los aspectos más destacados de Sri Lanka, es importante llevar ropa cómoda, un suéter, una chaqueta impermeable a prueba de viento, zapatos deportivos y ropa de playa.

Su idioma oficial es el cingalés y el tamil. El tamil se habla principalmente en el norte y el cingalés en el resto del país. En cuanto a su moneda oficial, es la rupia de Sri Lanka.

Ten en cuenta que muchas partes de Sri Lanka son musulmanas, así que asegúrate de llevar un atuendo que cubra las rodillas, los hombros y no sea demasiado apretado.

Lo que si puedes hacer:

  • Regatear en los mercados locales es un requisito muy importante, pues forma parte de su cultura.
  • Se amistoso con los locales.
  • Prueba la variada comida de Sri Lanka.

Lo que no debes hacer:

  • Expresar amor en público.
  • Tocar a los niños en la cabeza.
  • Pasar algo a alguien con la mano izquierda.
  • Tomar fotografías a personas sin permiso.

¿Cómo moverse por Sri Lanka?

Sri Lanka es un país relativamente pequeño y las distancias entre los lugares de interés no son enormes. La forma más fácil y cómoda de moverte es contratar a un conductor que te lleve de un destino a otro. Las carreteras de Sri Lanka son en su mayoría estrechas y en buenas condiciones.

Es muy común y fácil tomar el tren en Sri Lanka, también es una gran experiencia local. Puedes utilizar el transporte público, que es muy barato, aunque sea la forma más lenta de moverse. Los autobuses y trenes son una excelente manera de ver el país y de estar en contacto con los lugareños, pero a menudo son viejos y los servicios tienden a retrasarse.

No dudo que este itinerario de 10 días en Sri Lanka te da una idea real de la biodiversidad que existe en el país. Cubre lugares que te permiten disfrutar y aprender sobre la hermosa Sri Lanka, te encantará la transformación del ambiente y el clima mientras te mueves de un lugar a otro. Un destino increíble que te prepara para una verdadera aventura asiática.

Créditos fotográficos

Escribe un comentario