Una zona costera muy extensa y con un montón de atractivos naturales y patrimoniales. Viajar a las Rías Baixas significa ir una de las regiones más bonitas de Galicia. Ubicadas en el litoral costero de las provincias de La Coruña y Pontevedra, concretamente en el tramo comprendido entre el Cabo de finisterre al norte, y la frontera con Portugal situada al sur de Galicia.

Es conocida como la California Europea, por lo que ya te puedes ir haciendo una idea de todos los atractivos innumerables que ofrece. Este increíble destino es ideal para un viaje por carretera, pues cuenta desde turismo de sol y playa, gastronómico, cultural, familiar, de naturaleza, hay para todos los gustos.

Daremos un recorrido de 5 días por esta zona costera de Galicia, un territorio con paisajes variados, monumentos, playas y por supuesto un turismo asombroso.

Qué ver en las Rías Baixas en 5 días

Son muchos los lugares dignos de ser visitados, de hecho son tantos que puede ser abrumador elegir una ruta en Rías Baixas. Por ello, elaboramos un itinerario de cinco días por esta maravillosa región, con todos los detalles para que te aventures a conocer Rías Baixas.

Día 1: Ruta por el Bajo Miño

Comenzamos nuestro recorrido en las Rías Baixas, por el Bajo Miño en el extremo suroeste de Galicia. Su paisaje, belleza y personalidad hacen de esta zona, una de las más importantes con cursos fluviales gallegos. Su impresionante paisaje se fusiona de manera armoniosa con tres tipos de paisaje: el litoral, el monte y el río.

A Guarda

Una villa marinera situada en el sudoeste de Galicia y perteneciente a la provincia de Pontevedra. Es un pueblo marinero con un increíble paisaje marítimo, fluvial y montañoso.

Castro de Santa Trega

Lo primero será visitar el Monte de Santa Trega y su imponente castro galaico, declarado Monumento Histórico Artístico Nacional y Bien de Interés Cultural.

Desde el pueblecito de A Guarda, se puede subir a pie o en coche al Monte Tecla. En el Pico de San Francisco, el punto más elevado del monte, a 341 metros sobre el nivel del mar, podrás disfrutar de unas maravillosas vistas de la desembocadura del río Miño y el océano atlántico, de A Guarda y de la costa portuguesa.

En el emplazamiento podemos ver las construcciones circulares propias de un castro y también un museo, dos Via Crucis de los siglos XVII y XX y la Ermita de Santa Trega.

Además, tienes un mirador espectacular hacia el Miño y hacia Portugal, es decir que el lugar funcionaba perfectamente como defensa del pueblo amurallado y a su vez, con una panorámica privilegiada.

Puerto de A Guarda

Para sumergirte en el auténtico espíritu marinero, acércate al Monumento ao Mariñeiro. Se trata de un merecido homenaje a la gente del mar, y al Museo do Mar, ubicado al final del paseo marítimo, donde verás una interesante muestra de objetos de pesca y colección de joyas.

La fachada marítima, es asombrosa y destaca en A Guarda. Llaman la atención las coloridas portadas de sus casas a pie de puerto, y también el ambiente que se vive en las terrazas y restaurantes cercanos.

Playas de A Guarda

Entre las playas para disfrutar del sol y arena, encuentras tanto fluviales como marítimas. Entre ellas podrás visitar:

  • Playas fluviales: la playa de O Muiño y la playa de A Lamiña, son las más populares. Rodeadas de pinares con merenderos son accesibles a minusválidos y cuentan con servicios de aparcamiento y restaurantes. La playa de A Armona y O Codesal también son excelentes, y esta última se encuentra antes del embarcadero del ferry.
  • Playas marítimas: la playa Area Grande es la principal de A Guarda, en el casco urbano. La playa de Fedorento y O Carreiro se encuentran en la parte exterior del puerto.

Oia

Seguimos en nuestro paso por las Rías Baixas, en esta oportunidad nos adentramos en Oia. Ubicada al sur-oeste de la costa de Galicia en la provincia de Pontevedra. Es un pequeño municipio de pocos habitantes, en algo más de 80 kilómetros cuadrados, que esconde hermosos recuerdos de su cultura, reflejados en el arte rupestre que se guarda en sus tierras, la delicia de sus productos marinos, y sus incomparables joyas arquitectónicas.

Explorar el arte ancestral

Siguiendo la ruta del Rio Vilar, llegamos a los Petroglifos de Auga dos Cebros, lugar histórico y un auténtico tesoro a cielo abierto, donde se han encontrado abundantes muestras de arte rupestre, por ejemplo ciervos y, más recientemente descubrieron unas figuras de barcos.

El Monasterio de Santa María de Oia

Es un monumento principal del municipio, comenzó a construirse a mediados del siglo XII, durante el mandato del rey gallego Alfonso VII. En el interior de sus muros se reunieron monjes que previamente habitaban distintos puntos de la comarca.

Cuenta con elementos románicos, góticos y barrocos, fruto de las reformas y modificaciones que sufrió hasta finales del siglo XVIII. Santa María de Oia jugó un importante papel en la defensa de la costa, debido a su ubicación estratégica.

O Rosal

Se encuentra en la comarca de O Baixo Miño, al sur de la provincia de Pontevedra. Esta tierra es famosa por sus vinos y sus hermosos espacios naturales que te invitan a contemplar y degustar de deliciosos vinos en sus bodegas. Además, guarda sorprendentes rincones llenos de magia, historia y cultura gallega.

Casa do Concello

Puedes contemplar la casa consistorial, ubicada en un pazo construido en el año 1781, y visitar a 600 metros el Parque das Lamas. Otro de los sitios que no puedes perderte es la Casa dos Oficios do Rosal, Centro Etnográfico Os Cabaqueiros. En este edificio puedes conocer la historia y la labor de los oficios tradicionales más emblemáticos de la zona, sobre todo, entre los siglos XVII y XIX, como es el caso de los cabaqueiros, que fabricaban las tejas y los ladrillos.

En el centro de la villa también se alza el Monumento ao Cabaqueiro y en torno al 12 de octubre se celebran las Festas do Pilar e Cabaqueiros. Iglesia de Santa Mariña.

Iglesia de Santa Mariña do Rosal

A unos 40 metros del Monumento ao Cabaqueiro, puedes visitar la iglesia de Santa Mariña do Rosal, un templo neoclásico el siglo XIX en cuyo interior se encuentra un retablo barroco dieciochesco, así como acercarte hasta el convento de las Carmelitas Descalzas y la capilla de Santa Ana.

Molinos de O Folón

Uno de los conjuntos etnográficos más bonitos de Galicia. Fueron construidos en el siglo XVIII y se cataloga como Bien de Interés Cultural, los 67 molinos del conjunto destacan por su valor cultural, etnográfico e histórico.

Podrás disfrutar de las especies naturales del entorno y de las impresionantes vistas que desde aquí se aprecian en un recorrido circular de unos 3.5 kilómetros de recorrido. El lugar es perfecto para disfrutar de la naturaleza, un paraje natural fantástico, con pozas de granito, cascadas y saltos de agua.

Tomiño

Comenzando por su peculiar Espazo Fortaleza y siguiendo por sus espacios naturales desde la Serra do Argallo con sus miradores y el Monte Tetón con sus importantes petroglifos, se llevan todo el protagonismo.

Su patrimonio arquitectónico, se destaca por sus construcciones religiosas y pintorescas casas indianas, rodeadas de numerosos lugares de interés.  

Espazo Fortaleza

Se trata de un gran espacio diseñado por el arquitecto Pablo Gallego Picard, que ha sido distinguido con numerosos premios de urbanismo, arquitectura y paisaje. Se ubica en un enclave con una playa fluvial, terrazas desde donde puedes observar las aguas del río Miño y el antiguo fuerte con sus espectaculares murallas.

Monte Tetón

Es uno de los puntos más importantes del municipio, que alberga uno de los conjuntos de arte rupestre más importantes del sur de Europa. En él encontramos casi 200 grabados en rocas de la época del Calcolítico – Edad de Bronce (de 2500 a 900 a.C.).

La Serra do Argallo

Se trata de una formación montañosa que dominan todo el valle de Tomiño y delimita con O Rosal y Oia. Es un espacio natural que destaca en especial por su valor paisajístico, pero sobre todo por sus vistas, que abarcan un amplio territorio del Baixo Miño.

Visitar el Brañal de Pinzás

Abarca un territorio muy amplio que acoge las zonas costeras de Oia y Baiona, así como Gondomar y Tomiño. Es una zona perfecta para pasear al aire libre y deleitarse con un paisaje único, por el que discurren varios riachuelos donde caballos, ovejas y vacas pastan libremente en sus llanuras.

Tui

Entre famosas catedrales y edificios religiosos, encuentras una imagen medieval junto al Río Miño, donde su impactante Catedral, su cuidado centro histórico, y su impresionante legado judío, te hará descubrir un mundo turístico muy interesante.

Situada en la provincia de Pontevedra, este destino tiene grandes encantos que te harán pasar momentos inolvidables.

Catedral de Santa María de Tui

Una de las catedrales más importantes de toda Galicia, su aspecto de fortaleza y estilo romántico la vuelven el principal atractivo de Tui. Su construcción data del siglo XII y puedes llegar a ella al final del casco antiguo de la ciudad sobre la Plaza de San Fernando. El edificio está compuesto por dos torres y varios pasadizos en su interior.

Parque Natural Monte Aloia

Con más de 746 kilómetros cuadrados y 10 kilómetros de sendas se conforma el increíble Parque Natural Monte Aiola. Es el primer Parque Natural que tuvo Galicia con una torre o atalaya de 700 metros de altura e increíbles vistas al rio Miño.

Río Miño

Este inmenso cuerpo de agua nace desde la provincia de Lugo, atraviesa Orense y la provincia de Pontevedra. Son más de 300 kilómetros llenos de vistas increíbles. Caminar por la orilla del río inspira tranquilidad, puedes dar un paseo a cualquier hora del día y relajarte mientras pierdes la vista en el horizonte.

Casco antiguo de Tui

Así como en la mayoría de las ciudades de Galicia, Tui también tiene un gran casco antiguo. Conserva estructuras medievales por agostas calles. Se separa en dos zonas: La zona alta y la zona baja. En la alta está su gran Catedral, la Iglesia de San Francisco y el Museo Diocesano.

Mientras que, en la baja encuentras el Convento de las Clarisas, la Iglesia de San Telmo y el viejo Convento de Santo Domingo.

Día 2: Ruta desde Baiona

Seguimos en nuestro viaje por las Rías Baixas, partiendo desde Baiona. En esta ruta te asombrarás con bellos paisajes, pueblos de encanto y mucho por ver.

Baiona

Conocida por ser el primer puerto de Europa donde se anunció el Descubrimiento de América. Se encuentra situado al sur de las Rías Baixas, en la provincia de Pontevedra. El municipio está formado por cinco parroquias: Baíña, Belesar, Baredo, Santa Cristina de Ramallosa y Baiona.

Playas, montes, casco histórico, buena comida y miradores en las alturas se unen para formar una perfecta armonía en una de las villas más turísticas de las Rías Baixas.

Fortaleza de Monterreal

Se convirtió en recinto amurallado a partir del siglo XI para proteger el antiguo asentamiento de la villa de los ataques por mar. Entrar en la fortaleza es trasladarse a otra época, con sus baluartes, portones, torres, almenas y baterías de cañones y además, unas increíbles vistas en las que se pueden contemplar, las Islas Cíes.

Pasear por su casco histórico

Se asienta en el declive de la Plaza de Santa Liberata al paseo marítimo, la Plaza de Pedro de Castro y el Convento de las Dominicas. Hay tres entradas en el casco antiguo: la Plaza de Santa Liberata, la puerta de Padre Fernando y la del Crucero de la Trinidad.

Otros tesoros arquitectónicos que podemos encontrar son la Ex-Colegiata de Santa María o el Cruceiro de Trindade, construido en el siglo XV en la parte alta de la ciudad.

Visitar la réplica de la carabela Pinta

El 1 de marzo de 1493 atracaba en el puerto de Baiona la carabela Pinta, capitaneada por Marín Alonso Pinzón, para informar del histórico acontecimiento del descubrimiento.

Con motivo del V Centenario del Descubrimiento se construyó una fiel réplica de la Pinta, que permanece amarrada en el puerto de la localidad y alberga en su interior un pequeño pero interesante Museo de la Navegación con instrumentos náuticos, recreaciones de la tripulación y objetos de la vida indígena americana.

Subir a la Virxe da Roca

Es uno de los monumentos más representativos de Baiona y uno de los mejores miradores al mar. Se sitúa en el monte de San Roque a 100 metros sobre el nivel del mar. Se puede acceder a su interior por una escalera de caracol que permite subir al barco que la Virgen sostiene en su mano derecha.

Monte de A Groba

Uno de los mejores miradores de Baiona es el Mirador de O Cortelliño, desde el que se contemplan a lo lejos las Rías Baixas en toda su plenitud.

Para encontrarlo deberemos dirigirnos al Monte de A Groba, que con sus 648 metros es el punto de mayor altitud del municipio. A la salida de Baiona tomaremos una subida a mano izquierda, dirección A Guarda, que nos llevará durante 11 kilómetros hasta la cima del monte.

Nigrán

Entre la ciudad de Vigo y Baiona, en el sur de la provincia de Pontevedra, encontramos una tierra de playas, montes y pueblos encantadores, que combina mar y montaña a la perfección. En las Rías Baixas encuentras arenales para todos los gustos, y Nigrán no es la excepción.

La playa América

Es un enorme arenal de más de un kilómetro. Su otro nombre, Playa de Area Loura, hace referencia al color de su arena. Aquí desemboca el río Muíños, en el que hay una ruta de senderismo que permite apreciar la naturaleza de la zona.

Playa de Panxón

El paseo marítimo de Panxón junto a la playa, es una excelente opción para caminar junto al mar disfrutando la tranquilidad. Al encontrarse en el casco urbano de Panxón, es la playa preferida por muchos turistas.

Monteferro

Es una península que ejerce de división natural entre la ría de Vigo y Baiona. Es un rincón de Nigrán preferido por senderistas y ciclistas por igual. Los miradores de Monteferro regalan algunas de las vistas más espectaculares de las islas Cíes y de todo Nigrán, pues la perspectiva es diferencia.

Mirador de las islas Estelas

Las Estelas son dos pequeñas islas, Estela de Dentro y Estela de Fóra. Este espacio natural es Zona de Especial Conservación por su importancia ecológica y es lugar de cría de las gaviotas patiamarillas.

Vigo

Tiene una esencia que es única y sobre todo, muchos rincones que merece la pena descubrir. Esta ciudad gallega es también un buen punto de partida para visitar las mejores playas de Rías Baixas, las Islas Cíes o acercarte hasta Pontevedra.

Aunque Vigo no sea famoso por sus edificios, lo cierto es que algunas calles del centro son un plan perfecto para caminar y apreciar las bellezas de la zona. Si das un paseo por la animada calle peatonal de Príncipe o por la monumental Policarpo Sanz, Colón y Gran Vía, así como sus calles colindantes, te encontrarás con algunos de los edificios más emblemáticos de la ciudad, como:

  • El Teatro de García Barbón.
  • La Casa de Correos y Telégrafos, una joya de principios del siglo XX en la Plaza de Compostela.
  • El edifico del MARCO (Museo de Arte Contemporaneo), en Príncipe.
  • El edificio del Banco Pastor.

Islas Cíes

Uno de los destinos turísticos más visitados en Galicia y las Rías Baixas. Gracias a su riqueza, tanto faunística como vegetal, y a la espectacularidad de sus paisajes, estas islas constituyen un importante patrimonio, cultural y natural, de gran valor.

En este paraíso virgen podemos destacar la Playa de Rodas, galardonada como “La Mejor Playa del Mundo” por el reconocido diario británico “The Guardian”. Vale la pena recorrer las islas, visitar las playas y disfrutar de la naturaleza en uno de los pocos paraísos vírgenes que quedan en la tierra.

El archipiélago de Cíes se encuentra conformado por 3 islas: Monte Agudo, O Faro y San Martiño. Cíes forma parte del Parque Nacional Illas Atlánticas, un paraíso de playas paradisíacas y aguas cristalinas, con un entorno natural que lo convierten en un observatorio de fauna y flora único.

Día 3: Ruta por las Rías Baixas hasta Sanxenxo

¿Con ganas de continuar viajando? En Rías Baixas eso no es ningún problema, cuentas con muchas opciones para visitar. Así que, seguimos nuestro recorrido por esta bella zona costera. Toma nota de los asombrosos lugares que te esperan en esta ruta.

Pazo de Lourizán

Un edificio muy reconocido y obra del arquitecto Genaro de la Fuente. En él vivió el político y abogado Montero Ríos. Cuenta además con unos terrenos de 54 hectáreas repartidos entre jardín, finca y árboles con casi 2,000 ejemplares de diferentes especies.

En sus inicios, alrededor del siglo XV, fue una granja. En sus salones se negoció el Tratado de París, por el cual se cedieron las islas de Cuba, Puerto Rico, Filipinas y Guam. Cuenta con un jardín botánico de gran extensión e interés.

Pontevedra, otro imprescindible en las Rías Baixas

En Pontevedra todo está a un paso. Desde tesoros como la colección de orfebrería en oro del Museo de Pontevedra, única en Europa, con joyas espléndidas de más de 4,000 años de antigüedad; así como joyas arquitectónicas como la Basílica de Santa María, las Ruinas de Santo Domingo y la Iglesia de San Bartolomé.

Parques, alamedas, paseos por el río en plena ciudad y un centro histórico que después del de Santiago, es el más importante de Galicia. Junto a la ría pontevedresa, la antigua urbe extiende su entramado de calles y plazas que guarda importantes edificaciones civiles y religiosas.

Combarro

Famoso entre otras cosas por ser el lugar de nacimiento de Cristóbal Colón, y una de las parroquias más populares y fotografiadas de las Rías Baixas. Podrás encontrar cascadas, playas, puestas de sol, castros y por supuesto vinos y gastronomía.

El recorrido por la zona vieja comienza en la plaza Peirao da Chousa, que fue una playa antiguamente; se va por la Rúa do mar y se vuelve por la de San Roque. La Rúa do Mar es la calle más comercial, situada junto al mar, donde se encuentra la mayoría de tiendas y restaurantes.

Hórreos

Los hórreos son un tipo de construcción elevada y apoyada en pilares, cuyo uso principal es guardar y conservar alimentos alejados de humedad y de animales como roedores. Esto es una característica particular de Combarro, son la imagen más representativa de la región.  

Muelle

Al final de la Rúa do Mar podemos bajar hasta el muelle o peirao. Si coincide que hay marea baja, se puede bajar hasta la arena para admirar la línea de hórreos que hay frente a la ría, su principal atractivo.

Casas marineras

El casco histórico de Combarro también mantiene las tradicionales casas marineras, que son pequeñas casas adosadas y orientadas al mar, con balcones o solainas que son de estilo barroco.

Estos balcones eran construidos en piedra o en madera, dependiendo de la posición social de la familia que habitase la casa: los de piedra eran indicativos de buena posición económica, siendo de los pescadores los de madera o hierro forjado, pintados después con la pintura sobrante de las barcas.

Iglesia Vieja de San Roque

Subiendo por la calle San Roque encontramos la iglesia con el mismo nombre, que según dicen, se construyó sobre un antiguo oratorio en el que se veneraba a San Roque. La imagen del santo aparece en el reverso del crucero situado en el atrio de la iglesia.

Sanxenxo

Sanxenxo y todas las Rías Baixas tienen playas alucinantes, rincones preciosos para disfrutar de un viaje asombroso y agradable. Sus playas son muy reconocidas y hermosas, es más, incluso la zona cuenta con 17 playas con bandera azul. Además, se le conoce como una región con muchos restaurantes, bares y ambiente nocturno activo.

Día 4: Ruta desde Sanxenxo a Finisterre

Un día más, una nueva aventura para descubrir en Rías Baixas. Como en todas las demás regiones, en esta ruta encontrarás paisajes increíbles, vistas espectaculares y monumentos de gran impacto.

Isla de Arosa

Una de las mejores islas de las Rías Baixas que se ha convertido en la nueva isla de moda de Galicia. Dentro de 7 kilómetros hay un Parque Natural que es una verdadera joya del paisaje con playas paradisíacas y calas.

Faro Punta Cabalo

Se encuentra en la parte noroeste de la Isla de Arousa. Desde este faro nace un sencillo sendero que llega hasta la zona del pueblo. El sendero discurre entre acantilados y va paralelo a la costa lo que te asegura unas vistas espectaculares al mar.

Mirador Con Do Forno

Puedes subir hasta el punto más alto del municipio para disfrutar de una vista privilegiada. El Mirador o Con Do Forno se encuentra a 68 metros sobre el nivel del mar y nos regala unas vistas de alto impacto de toda la Isla.

Puerto do Xufre

Se trata del puerto pesquero más importante de la isla, justo al lado se encuentra también la lonja. Puedes empezar el paseo desde aquí y enlazarlo con el paseo que llega hasta el faro.

Parque Natural de Carreirón

La joya de la corona de la Isla de Arousa, declarado parque natural y es una verdadera maravilla de la naturaleza. Sus 1.3 kilómetros cuadrados de bosque y playas sólo se pueden recorrer caminando.

Villagarcía de Arousa

Un precioso ayuntamiento situado en la comarca de O Salnés, en la provincia de Pontevedra, enfrentada con Rianxo en la costa opuesta de la Ría de Arousa.

Para conocer a fondo esta preciosa localidad y no perderte ninguno de sus rincones mágicos es necesario tener claro los mejores lugares que ver en Villagarcía de Arousa, para entender a fondo su cultura, costumbres gastronómicas y adentrarse en los paisajes que la naturaleza regala.

Ría de Arousa

Una auténtica joya de la naturaleza situada en las rías Bajas. Por toda la ría se pueden descubrir las maravillosas y variadas playas, además de invitar al turismo activo a través de diversas rutas de senderismo que permiten conocer la riqueza de su flora y fauna.

Isla de Cortegada

Se encuentra la Isla de Cortegada, que junto con las Islas Malveiras y las Islas Briñas forman el archipiélago de Cortegada. Este archipiélago se integra en el Parque Nacional de las Islas Atlánticas.

La brisa marina, la paz que trae consigo el balanceo de las olas y la majestuosidad de sus árboles nos brindan una agradable velada.

Mirador del Monte Lobeira

El lugar perfecto para tomar una panorámica de la Ría de Arousa y disfrutar de las vistas. Y es que si algo caracteriza a Villagarcía de Arousa es su fantástica oferta en lugares para observar la espectacular naturaleza que nos rodea.

Noia

Uno de los municipios gallegos con más impulso y atractivo turístico del territorio, situado en el punto más interior de la Ría de Muros y Noia, la más septentrional de las Rías Baixas. Es una villa profundamente marcada por su pasado medieval, del que son testigo sus iglesias más relevantes y su imponente Ponte Nafonso.

Además, Noia tiene ría, playas, rutas de senderismo que te llevarán hasta lugares increíbles y el mayor conjunto de lápidas medievales de toda Europa.

Santa María A Nova, iglesia gótica del siglo XIV, es donde encontramos el Museo das Laudas. Cuenta con más de 500 lápidas de piedra datadas entre los siglos XIV y XIX, constituyen el mayor y más antiguo conjunto de lápidas que se conservan de toda Europa.

Santiago de Compostela

Popular por el famoso Camino de Santiago, que se realiza cada año. Santiago de Compostela lleva siglos atrayendo a visitantes y peregrinos de todo el mundo. Es la ciudad más cosmopolita de Galicia, con muchos otros motivos para atraer al viajero sea o no peregrino.

Catedral de Santiago de Compostela

Combina la arquitectura gótica, barroca, neoclásica y románica. Es considerada el edificio más bonito de la ciudad. En la fachada occidental hay un pórtico románico del siglo XIII con 200 esculturas de personajes bíblicos, apóstoles y profetas.

Parque de la Alameda

Situado al oeste del casco antiguo de Santiago, es un parque municipal del siglo XVI repleto de bellas esculturas, flores y senderos. Está formado por tres espacios diferentes, conocidos como el Parque de la Alameda, el Robledal de Santa Susana y el Paseo de la Herradura.

Museo del Pueblo Gallego

Ofrece exposiciones temporales y permanentes sobre el arte, las tradiciones y la cultura de Galicia. Tiene más de 11,000 piezas en exposición, desde trajes y joyas tradicionales hasta barcos pesqueros y maquinaria de imprenta.

El museo se ubica en un convento del siglo XIII y aún se conserva una capilla donde descansan los restos de personajes importantes como Rosalía de Castro y Alfonso Daniel Rodríguez Castelao.

Cabo de Finisterre

Es una península que se adentra 3 kilómetros en el mar de la Costa da Morte. Con parajes agrestes, espectaculares playas salvajes y un encantador pueblo marinero, convergen para crear una zona de belleza inimaginable.

En la zona del puerto encontrarás una gran variedad de restaurantes, marisquerías y tabernas. En la localidad también puedes visitar el Castillo de San Carlos, una fortaleza defensiva que acoge la sede del Museo de la Pesca. Acércate también a la Iglesia de Nosa Señora das Areas, que se encuentra justo al inicio de la subida al faro.

En el Cabo Fisterra se encuentra una de las playas más salvajes y hermosas de Galicia, la llamada Mar de Fora. También puedes visitar la playa da Langosteira y la de Rostro.

Día 5: Ruta por El Grove

Llegamos al final de nuestro itinerario loas Rías Baixas. Vaya que en solo cuatro días hemos recorrido una gran cantidad de pueblos, paisajes y sitios turísticos. Para este día haremos una ruta por los destinos El Grove, Isla de La Toja y Cabo de Home, para terminar con broche de oro nuestro viaje.

El Grove

Uno de los enclaves con más potencial turístico de las Rías Baixas. Desde playas, bateas, marisco y las aguas mineromedicinales del balneario de La Toja. Forma parte del Complejo Intermareal Umia-O Grove-A Lanzada, un espacio protegido por su singular ecosistema dunar.

Mirador Siradella

Desde allí puedes observar las dimensiones del arenal de La Lanzada. También se ven algunas de las islas que componen el Parque Nacional de las Illas Atlánticas, Cíes y Ons.

San Vicente do Mar

Es la zona más bonita de O Grove porque es más virgen y salvaje. Este pueblo pequeño y típico de veraneo, mantiene un verano azul y paraíso espectacular. Con sus senderos vas a descubrir uno de los paisajes más bonitos de las Rías Baixas.

Isla de La Toja

Pasando por O Grove desde la Rua Castelao, para cruzar uno de los puentes más populares de Galicia, El Puente de La Toja. Este une la isla a tierra firme desde 1911, siendo por aquel entonces el puente más largo de Europa.

La isla de La Toja se encuentra situada en la desembocadura de la Ría de Arousa, al lado de la península de O Grove y en pleno corazón de las Rías Baixas. Junto a la península forman un destino turístico que combina playas, baños termales, gastronomía y hoteles de lujo.

La isla es bastante pequeña y puede recorrerse tranquilamente en medio día. Muchos viajeros la visitan solo por un día, otros deciden pasar una noche en alguno de sus hoteles de lujo. Cualquier cosa estará bien, lo importante es llegarse a lugar y disfrutar de sus servicios.

Cabo de Home

Es una de las zonas más bonitas de la provincia de Pontevedra y de las rías Baixas. Este cabo nos presenta una ruta que vale la pena recorrer por su inigualable belleza natural y vistas espectaculares.

La zona tiene un valor paisajístico único y vamos a poder admirar además de la variedad de su flora y fauna, una playa casi salvaje y tres faros.

Monte O Facho

Es un monte con una altura aproximada de unos 160 metros sobre el nivel del mar, que cuenta con unas vistas panorámicas sorprendentes en las que se puede divisar la ría de Vigo, junto con las Islas Cíes y toda la Costa de la Vela, la ría de Pontevedra con las Islas Ons y por supuesto, toda la inmensidad del Océano Atlántico.

Ruta de los Faros

Para ello, justo antes de llegar al aparcamiento de la Caracola A Buguina, se deberá girar a la izquierda, por un camino de tierra que conducirá a los faros y a la playa de Melide.

A lo largo de todo este camino, unos 2 km aproximadamente, se recorrerá la Costa de la Vela, con unas vistas espectaculares de los acantilados y del Océano Atlántico. Desde allí se realizará una ruta de ida y vuelta, comenzando por el faro de Punta Subrido. Pasando por el pinar de esta playa, la ruta desembocará en los otros dos faros, que son Punta Robaleira y Cabo Home.

Playa de Melide

Esta maravillosa playa se sitúa entre Punta Subrido y Punta Robaleira. La playa está rodeada por un gran pinar y solo se puede acceder a pie, por lo que la convierte en una playa paradisíaca, con las Islas Cíes localizadas justo en frente y proporcionando unas vistas maravillosas.

Ahora sí, podemos decir que tenemos cubierto gran parte de las Rías Baixas. Un destino costero muy variado, donde podrás embarcarte en una aventura sin igual, con visitas por sus encantadores pueblos, playas, calas, montañas, todo un mundo que espera ser descubierto en tu viaje.

No nos queda duda que las Rías Baixas, son una excelente opción para viajar y dedicarle unos cuantos días a sus maravillas. Esperamos que con esta guía tengas una visión más clara para organizar tu viaje, las Rías de Baixas esperan por ti.

Créditos fotográficos

  • Monasterio de Santa María de Oya (https://www.flickr.com/photos/elentir/9068557030/), por Contando Estrelas / CC BY-SA 2.0 (https://creativecommons.org/licenses/by-sa/2.0/)
  • Molinos del Folón (https://www.flickr.com/photos/elentir/6790624205/), por Contando Estrelas / CC BY-SA 2.0 (https://creativecommons.org/licenses/by-sa/2.0/)
  • Monteferro. Universal Navy Memorial (https://commons.m.wikimedia.org/wiki/File:Monteferro._Monumento_a_la_Marina_Universal_(28548594018).jpg), por Contando Estrelas / CC BY-SA 2.0 (https://creativecommons.org/licenses/by-sa/2.0/)

  • Escribe un comentario