Con el objetivo de incentivar a la vacunación, la aerolínea estadounidense Delta Air Lines Inc., planea multar a sus empleados que no estén vacunados contra el Covid-19, con una cifra de 200 dólares mensuales, que se deducirá de los cheques de pago a partir de noviembre, eso equivale a un recorte de 2,400 dólares en el salario anual, con el objetivo de ayudar a aumentar las tasas de vacunación en la compañía y combatir el virus.

Por su parte, entre otras medidas implementadas, los empleados que no hayan sido completamente vacunados deberán inmediatamente usar cubrebocas cuando estén en el interior de oficinas o espacios del aeropuerto. Mientras que, a partir del 12 de septiembre, la compañía requerirá que los empleados no vacunados realicen una prueba de Covid-19 cada semana. A su vez desde el 1 de noviembre, los empleados que utilicen el plan de atención médica basado en cuentas de Delta y no estén completamente vacunados, se les cobrará la tarifa mensual de 200 dólares.

Dicha información fue divulgada por el director ejecutivo Ed Bastian, quien mediante un comunicado a los empleados de la compañía Delta, informó sobre la decisión de la empresa, argumentando que la estadía promedio en el hospital le ha costado a la compañía $ 40,000 por persona.

«Este recargo será necesario para abordar el riesgo financiero que la decisión de no vacunar está creando para nuestra empresa. En las últimas semanas desde el surgimiento de la variante B.1.617.2, todos los empleados de Delta que han sido hospitalizados con COVID no estaban completamente vacunados».

«Si bien podemos estar orgullosos de nuestra tasa de vacunación del 75 por ciento, la agresividad de la variante significa que necesitamos vacunar a muchas más personas, y lo más cerca posible del 100 por ciento», expresó a través de un memorando a los empleados.

Por lo tanto, el cobro aplicará a los empleados que se encuentren en el plan de atención médica de la aerolínea, y que no hayan recibido sus vacunas antes del 1 de noviembre. Aunque Delta no estableció un requisito de obligatoriedad de la vacuna como sí lo han hecho otras empresas como United Airlines Holdings Inc., Goldman Sachs Group Inc., Google de Alphabet Inc. y Facebook Inc., con esta nueva medida crea una forma de obligar a sus empleados a vacunarse contra el virus.

Antes de la implementación de dichas medidas, cuando un empleado contraía Covid-19, los días que no asistía a trabajar no se descontaban como días de enfermedad. Sin embargo, a partir del 30 de septiembre, para aquellos empleados que no estén vacunados, si contraen el virus los días que no puedan asistir a trabajar serán descontados de sus días de enfermedad, tal como lo indica la ley federal y estatal en Atlanta, Georgia.

Por consiguiente, a partir del 01 de noviembre aquellos empleados no vacunados contra el Covid-19, tendrán que pagar la multa de 200 dólares y acatar las medidas impuestas por la empresa Delta, que tiene como objetivo principal proteger a sus empleados y clientes de la cuarta ola del virus que atraviesa Estados Unidos con una variante más contagiosa que las anteriores.

Créditos fotográficos

Escribe un comentario